Solicitar presupuesto gratis

Si en el anterior post, primera parte de este, focalizábamos nuestras fuerzas en conocer qué claves nos pueden ayudar a encaminar una campaña de marketing directo de buzoneo con éxito y qué errores habituales son los que debemos de evitar, en esta nueva entrada vamos a tratar de identificar cómo seleccionar un buen proveedor y cuál es el timing que debemos marcarnos una vez hemos decidido apostar por este tipo de acciones publicitarias.

En relación al primer punto, cabe recordar que son muchas las empresas de publicidad y marketing las que trabajan de manera directa o indirecta con proveedores especializados en el reparto de folletos informativos a través del correo postal.

Es por eso que es importante conocer algunos detalles previos al inicio de la ejecución de la campaña para minimizar al máximo las posibilidades de cometer algún error que nos haga perder tipo y/o dinero, en lugar de ganarlo, que es el fin último de toda acción de marketing.

Una vez tenemos una cartera de posibles empresas a las que encargar nuestra campaña de buzoneo, lo que tendremos que hacer ahora será comprobar si todas ellas tienen la capacidad para ofrecer un servicio personalizado como el que nosotros necesitamos ofreciéndonos un feedback puntual y detallado, así como los análisis de rendimiento periódicos para comprobar cómo avanza la misma, o si por lo contrario no la tienen.

Toda empresa de publicidad y marketing que ofrezca este tipo de productos debe ofrecer ciertas garantías que debemos cerciorarnos están en condiciones de poner a nuestro servicio como es la presencia de un equipo de profesionales capaces de planificar la acción, el reparto y de hacerlo en los tiempos y los lugares marcados.

Además, cualquier empresa que trabaja las distintas posibilidades que ofrece el marketing directo debe posee información contrastable relacionada con la cobertura de viviendas, además de poseer cierta experiencia en este tipo de labores que podamos estudiar. Además de la confianza y seriedad que se nos ofrezca desde el minuto uno, no está de más pedir alguna reseña a alguno de los clientes que nos han indicado han trabajado con ellos previamente.

Con esta información, tendremos todas las herramientas necesarias para encontrar una empresa capaz de llevar a cabo la acción de buzoneo, tal y como la concebimos en un primer momento y quedó delimitada de la mano de los profesionales con el objetivo de dar la máxima visibilidad ante nuestro target de aquello que queremos promocionar.

En cuanto a los tiempos para empezar a ver si una acción ha comenzado a surtir efecto lo primero que debemos matizar es que, en este tipo de actividades comunicativas, la repetición en el tiempo juega un papel fundamental. Muchos de los posibles clientes a los que queremos llegar esperan regularmente la llegada de folletos con ofertas, promociones o descuentos antes de realizar la compra que les vamos a ofertar, por lo que insistir suele acabar por tener recompensa.

No obstante, a partir de las primeras 24-48 horas de un reparto es posible empezar a obtener una primera respuesta tanto a nivel de clientes que se acercan preguntando por nuestra publicidad en el punto de venta físico como a nivel online.

Puntuación
[Total: 0 Puntuación: 0]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.